Conclusiones



Espacio para compartir el psicólogo que todos llevamos dentro.

Psicología, Sexología, Salud, Educación, Opinión, Humor, Mascotas...





De polen, más o menos, y sexualidad, y la vida misma, y título largo porque el tema lo vale...

Pensé en comenzar esta entrada del blog haciendo referencia a alguno de los conceptos que se manejan en Sexología, pero he preferido olvidarme de las definiciones y contar lo que a mí me parece. Es cierto que hay un consenso y hay definiciones de las cosas, ya sea en Sexología o en cualquier otro ámbito. Pero también es real que hay muchos enfoques. Y eso quiere decir que, una misma definición, tiene distintos significados. Ocurre en la vida misma. Y por no marear más, pienso que, lo que puedo hacer es, en vez de resultar una enciclopedia con patas, que al fin y al cabo, sería “deformación profesional”, expongo una idea, que sí es verdad que contiene conceptos, no lo voy a poder evitar, pero más bien lo que pretendo en esta escritura es reflejar una actitud. Precisamente, va a ser que hablar de sexualidad tiene que ver mucho con las actitudes. También sucede que hablar, de cualquier tema, tiene que ver con actitudes, je. Al final, todo va a ser el enfoque. Aquí va el mío… Pues digamos que la sexualidad es una dimensión o un área más del ser humano. El ser humano nace con sexualidad, y la sexualidad es una vivencia o una expresión que existe hasta que el ser humano fallece. Es decir, existe a la vez que existe el ser humano. Ahora bien, la existencia de la sexualidad está sujeta a diversos factores: biológicos y personales. El biológico tiene que ver con el funcionamiento fisiológico: la sexualidad es una realidad palpable en el sentido de que naces dentro de una gama de posibilidades de existir sexualmente. Los humanos nos hemos clasificado en varones y hembras por una cuestión de reproducción sexual: la supervivencia de la especie humana tiene que ver con que un varón y una hembra se juntan, copulan y tienen bebés. Hasta aquí, serían las Ciencias Naturales del cole, como lo del polen y las flores, igual. Sin embargo, el ser humano es algo más que polen. Y entiende la vida como distintas posibilidades de formas de vida. Para que no haya duda, ya os digo que si el ser humano deja de existir en este planeta, no será porque deje de procrear… Básicamente, el ser humano se “cargará” la Tierra con la contaminación y la tala de árboles etc etc, o sencillamente nos caerá un meteorito. Punto. Por tanto, que nadie se escandalice si, una de esas distintas posibilidades de formas de vida tiene que ver con no procrearse. Precisamente, la naturaleza es sabia, de ahí que la naturaleza contemple esa diversidad de vivencias. Va a ser que la naturaleza va por delante de nosotros mismos. Nosotros, los humanos, lo único que podemos hacer es estudiarnos a nosotros mismos para entendernos. No para juzgarnos ni para decir que las cosas son blancas o negras, que decir eso ya denota una falta de conocimiento y de que nos falta saber más, a ver, creo que hay más colores que el blanco y el negro, no? De ahí que, existen los varones y las hembras, y lo que no es ni lo uno ni lo otro, o las dos cosas a la vez, pues no se nace y se muere siendo lo mismo, porque la naturaleza ya se encargará de hablar por sí misma. Si todavía no se entiende la transexualidad, es porque no ha evolucionado el cerebro del ser humano. Habíamos quedado en que la naturaleza es sabia, y seguramente por eso el ser humano es tan listo que aún sigue en este planeta: porque tiene un cerebro que le capacita. Sólo que unos cerebros son más capaces que otros… Vamos a dar por hecho que el cerebro humano es capaz, ok, entonces sabe que nacemos hasta que morimos con esa dimensión que es la sexualidad, y que esa sexualidad existe como elemento fisiológico connatural e inherente a nuestro ser. Entonces, ahora hablemos de lo que no es Biología o Ciencias Naturales. El resto son Ciencias Sociales (relaciones sexuales), Matemáticas (tres no son multitud), Filosofía (el que mucho habla y poco practica), Religión (la abstinencia es una opción respetable)…. En fin, es broma, es una metáfora. Pero la idea va por ahí. Es decir, que lo demás es el ser humano dándole sentido a las cosas. Y el sentido de la sexualidad, es que todo ser humano cuenta con la posibilidad de desarrollar esa dimensión de la que estamos hablando. Y cuando digo todo ser humano, estoy hablando de todos nosotros. De todas formas, momento aclaratorio: todas las formas de vivencias tienen una base biológica, o sea, que la sexualidad está ahí, pero su vivencia es distinta tanto a nivel fisiológico como psicológico (cultural, a eso luego vamos). Por ejemplo, va por edad, porque la sexualidad se vive de forma diferente según la etapa evolutiva en la que uno se encuentre; va por sexos, porque la respuesta sexual humana femenina o masculina son distintas; va por capacidad psíquica, porque según tengas las neuronas y las conexiones cerebrales, así funcionará el área que rige esta dimensión; va por creencias, porque según haya influido la cultura de turno, así situarás la sexualidad en tu mundo. Total, que tú naces con sexualidad, y luego ya se va viendo qué pasa con ella ;-) Son distintos los factores (quien me lea y me conozca dirá que soy la chica de “el depende” y de “son diversos los factores” porque yo todo lo explico así…). Voy a poner un ejemplo, que ahora mismo me incumbe: la sexualidad en la discapacidad psíquica. La sexualidad, como vengo diciendo, existe, punto. Y qué se hace con ella? pues depende, jejeje. La persona que tiene una discapacidad psíquica, es eso, según definamos, tiene una discapacidad, es decir, no tiene la capacidad, esa es la definición. Y qué quiere decir esa definición? Ah, amigo, ahí vamos, al enfoque, a la actitud, al sentido de las cosas. Qué hago yo con esa definición? Lo único que puedo hacer es organizar el mundo, por darle un nombre a las cosas, pero luego, hay que entenderlas! Entendamos, pues: la discapacidad psíquica tiene que ver con unas características específicas. Ok. Sin embargo, ahí estaré yo para decir que características específicas tenemos todos, los que tienen discapacidad y los que no. No es sólo ya porque sepa de lo que estoy hablando porque me llega de cerca a nivel familiar (un hermano), sino porque yo misma me he visto discapacitada en muchas de las situaciones de mi vida. Por eso, reniego del concepto (por eso no quería definiciones…) “normal”. No puedo utilizar esa palabra ni como psicóloga, ni como sexóloga!, que profundamente me siento. Va en contra de mí misma, porque no me siento normal. Justamente, intento ser normal, pero muchas veces no lo consigo, y es entonces cuando seguramente esté más cerca de lo que no lo es que de lo que lo es. Y cuando abro la boca, creo que lo que digo, es lo “normal”. Bueno, como muchos de los que abren su boca. Y al final, lo normal es lo que nosotros hagamos de las cosas. Y llamaré a lo que no es normal a todo aquello que nos perjudique a nosotros mismos o aquello que uno haga que perjudique a los demás. Eso, ni es normal, ni natural, ni lógico, ni sensato, ni deseable ni recomendable ni justo. Y la sexualidad es algo tan básico, tan primitivo, tan desinhibido, tan natural, que me sirve de metáfora de la vida. Seguramente es por eso que, cuando acabé la licenciatura de Psicología me pregunté “psicóloga de qué?” y enseguida me contesté: “del sexo!”, y es porque la sexualidad es tan sencilla de vivir y a este país le hace falta un repaso del tema, aunque sé que aún tengo pendiente escribir en el blog una entrada sobre la diferencia entre lo complejo y lo complicado. Si vengo a citar como ejemplo la sexualidad en la discapacidad psíquica, es para decir que la vivencia de la sexualidad tiene sus características tanto para quien tiene esa discapacidad psíquica como para quien comparte su vida con una persona que tiene una discapacidad psíquica. Mi deseo es poder transmitir naturalidad, que no se refiere a que las cosas se aprenden de forma natural, sino que lo natural sería poder hablar de sexualidad en los colegios, centros, asociaciones, instituciones, fundaciones, colectivos, comunidades, y allí donde concurran seres humanos con ganas de empaparse de la vida.

Los Derechos Sexuales

Declaración del 13º Congreso Mundial de Sexología celebrado en Valencia en 1997, revisada y aprobada por la Asamblea General de la Asociación Mundial de Sexología, WAS, en 1999 en el 14º Congreso Mundial de Sexología en Hong Kong.

En el momento en el que un grupo de expertos llegan a la conclusión de consensuar una serie de “derechos sexuales”, es porque en algún lado del mundo estos derechos se vulneran. Éste es el hecho que nos hace recapacitar, a la vez que el objetivo es promover la salud sexual para todos los seres humanos de forma universal e inequívoca.

1. El derecho a la libertad sexual.
2. El derecho a la autonomía, integridad y seguridad sexuales del cuerpo.
3. El derecho a la privacidad sexual.
4. El derecho a la equidad sexual.
5. El derecho al placer sexual.
6. El derecho a la expresión sexual emocional.
7. El derecho a la libre asociación sexual.
8. El derecho a la toma de decisiones reproductivas, libres y responsables.
9. El derecho a la información basada en el conocimiento científico.
10. El derecho a la educación sexual integral.
11. El derecho a la atención de la salud sexual.

Un poco de culturilla general

Quién lo dijo...

“La vida está en constante movimiento": Parkinson.

“No hay nada tan importante que no podamos olvidarlo": Alzheimer.

“Mi vida está llena de aspiraciones": Un asmático.

“El día que nosotros gobernemos, todos temblarán": Los epilépticos.

“Vayamos al grano": Un dermatólogo.

“Mi esposa tiene un gran físico": Albert Einstein.

“Nunca pude estudiar Derecho": El jorobado de Notre Dame.

“Siempre quise ser el primero": Juan Pablo II.

“Me gusta la humanidad": Un caníbal.

“Estoy rodeado de animales": Noé.

“Eres la Única mujer en mi vida": Adán.

“Me encanta ir a la escuela": Un piojo.

“Es mejor dar que recibir": Un boxeador.

Oda al amor

Neuronas, inconsciente...

Seguramente, las cosas que hacemos, tengan su razón de ser. Incluso las que parecen que…, que esas cosas que a la vista de los seres humanos no les encontramos mucho sentido, que no se llegan a captar a través de la conciencia (ese ente que viene y va), va y llegamos nosotros mismos para explicar lo inexplicable porque es la inconsciencia (ese otro ente que viene y va) la que actúa… Pues sí, y la inconsciencia no es más que aquello que no recordamos, que olvidamos, o que no está al alcance de nuestro conocimiento… científico. Y eso no quiere decir que la inconsciencia no forme parte de la ciencia, sino que el ser humano tiene sus limitaciones. Y lo que hace es investigar, y mucho sabemos de nosotros mismos, y mucho aún nos queda por saber. Puede ser que la psique sea algo que a nivel popular, no sea muy popular, porque, al fin y al cabo, la explicación a las cosas es algo tal como… “es que yo soy así”, “esto es lo que hay”, “es lo que tiene”, “no le pidas peras al olmo”, “la vida es así”, “equivocados… los demás”, “fíjate tú”, “lo que hay que ver”, “la mala educación”, “anda que…”, “me da igual”, “yo no he hecho nada”… Y lo que hacemos es poner toda nuestra fe en nuestra realidad física. Y eso cuando no somos conscientes de que nos pasa algo físico. Ahí está, la consciencia, o la inconsciencia. Si sabes que padeces de alguna afección física, tu cuerpo no sólo se ve invadido por el tema en cuestión, sino también por el miedo. No queremos desarraigarnos de este planeta, salvo los que tienen su psique mediada por las creencias… Ves? somos psique y organismo. A mí siempre me dio mucho “yuyu” el Alzheimer, o cualquier aspecto que tenga que ver con perder la mente, que lo es todo. No sólo ya como identidad, sino que en el Alzheimer, vaya por dios, se te puede olvidar incluso de respirar… Puff, no somos nadie. Que te olvides de quién eres, o de quienes tienes alrededor, a veces es hasta un mecanismo de defensa seguro, jaja, no sería ésta la explicación del Alzheimer según el inconsciente? A ver, vámonos explicando, que para eso la he liao. Una cosa es el mecanismo que nos sustenta a nivel biológico, y otra cosa es nuestro funcionamiento psicológico. Somos la interacción (en Psicología la interacción es la teoría más ajustada en todos los casos, acertáis sin duda en cualquier examen). No puedo decir que simplemente somos conexiones neuronales, aunque tiene toda la pinta. Por eso, hay que entender que en ocasiones el ser humano necesite un empujón farmacológico a aquello que nos dificulta vivir simplemente en paz con nosotros mismos. No hay ninguna razón para sufrir, no hay ninguna razón para caminar por la vida siendo “víctima” de nuestras neuronas y las sinapsis que establecen entre ellas. Lo que nos pase, ahí estará el ser humano para entenderlo, y darle salida. Pero lo suyo es tratar de convivir con uno mismo, ya sea acompañado de pildorillas o no, y eso es hablar ya de lo que le corresponde a lo psicológico. Por eso, las pastillitas, de colores, pero también la psique con gafas tridimensionales y los colores los del arco iris. No, si las pastillas ya proporcionan esa visión, o visiones, pero, entonces, qué pasa? Apareció el ser humano en este planeta, con unas neuronas que les hace falta un empujón? O sea, que ya aparecimos mal… No se entendería, no? Bueno, mal para quién? jeeeeje. Pues para uno mismo, que es por donde hay que empezar. Ok, la química ayuda, seguro, pero también tiene toda la pinta de que a la química hay que ayudarla, ahí la has dao. Y entonces, los psicólogos no recetamos, porque lo dice la ley, y porque la Psicología siempre ha estado más cerca de la Filosofía que de la Medicina, y entonces quisimos ser ciencia, como los médicos, y ahí estamos, reivindicando, como si la Filosofía no lo fuera, o como si la Psicología no lo fuera, que es que hay que estar pronunciándose… Pero si es que, da igual, las reivindicaciones siempre son en base a una Economía, que es otra ciencia, jaja. Si nos ponemos así, podemos citar ciencias ciertas hasta el final del blog ;-) Total, que una cosa lleva a la otra. Me da a mí que el paro me va a hacer que me ponga con estudios de Neuropsicología, porque debe ser de lo más interesante: las neuronicas, intermedioconectando ahí. También es verdad que no quisiera yo “corromperme” (de verdad, adoro a Eduard Punset, pero el hombre es una neurona con patas, a ver si se junta con Sabina! jejeje), porque siempre me ha dado más por la poesía, y en el momento en que uno se pone con conexiones galácticas, pierdes la perspectiva seguro. Aunque, yo hace tiempo que perdí la perspectiva de las cosas, de ahí que todo lo explico a través de la inconsciencia: no la mía, sino la de los demás ;-)

El valioso tiempo de los maduros

Mario de Andrade, poeta, novelista, ensayista y musicólogo brasileño.

“Conté mis años y descubrí, que tengo menos tiempo para vivir de aquí en adelante, que el que viví hasta ahora...
Me siento como aquel chico que ganó un paquete de golosinas: las primeras las comió con agrado, pero cuando percibió que quedaban pocas, comenzó a saborearlas profundamente.
Ya no tengo tiempo para reuniones interminables donde se discuten estatutos, normas, procedimientos y reglamentos internos, sabiendo que no se va a lograr nada.
Ya no tengo tiempo para soportar absurdas personas que, a pesar de su edad cronológica, no han crecido.
Ya no tengo tiempo para lidiar con mediocridades.
No quiero estar en reuniones donde desfilan egos inflados.
No tolero a maniobreros y ventajeros.
Me molestan los envidiosos que tratan de desacreditar a los más capaces para apropiarse de sus lugares, talentos y logros.
Detesto, si soy testigo, de los defectos que genera la lucha por un majestuoso cargo.
Las personas no discuten contenidos, apenas los títulos.
Mi tiempo es escaso como para discutir títulos.
Quiero la esencia, mi alma tiene prisa... Sin muchas golosinas en el paquete...
Quiero vivir al lado de gente humana, muy humana.
Que sepa reír de sus errores.
Que no se envanezca, con sus triunfos.
Que no se considere electa, antes de hora.
Que no huya de sus responsabilidades.
Que defienda la dignidad humana.
Y que desee tan sólo andar del lado de la verdad y la honradez.
Lo esencial es lo que hace que la vida valga la pena.
Quiero rodearme de gente que sepa tocar el corazón de las personas….
Gente a quien los golpes duros de la vida le enseñó a crecer con toques suaves en el alma.
Sí, tengo prisa, pero por vivir con la intensidad que sólo la madurez puede dar.
Pretendo no desperdiciar parte alguna, de las golosinas que me quedan…
Estoy seguro que serán más exquisitas, que las que hasta ahora he comido.
Mi meta es llegar al final satisfecho y en paz con mis seres queridos y con mi conciencia.
Espero que la tuya sea la misma, porque de cualquier manera, llegarás...
Todos tenemos: un secreto inconfesable, un arrepentimiento irreversible, un sueño inalcanzable y un amor inolvidable."    

Deseo, deseo, deseo concedido

Chás....
- Tienes tres deseos que puedes pedir y se te concederán al instante...
- Ay ay ay ay, yo? a mi? y eso? qué guay, no?
- Tienes un minuto para pedir esos tres deseos porque me he escapado de la fantasía y he de volver.
- Ya ya ya ya, vale vale, pues... ay, yo qué sé! así, de repente...
- Vale, pues te quedan dos deseos, que me voy a esfumar...
- Aisss, jolines, pues... a ver...
- No vayas a desperdiciar la ocasión, que sólo aparece una vez en la vida...
- Ah, ya, pues, por eso, así en un minuto, estoy intentando pensar en cosas que vayan a cambiar mi vida por completo, un vuelco así, total, chás!
- Sí, así he aparecido yo, haciendo chás, y así me voy a ir, no te enrolles, no es tan difícil.
- Ya, bueno, pero tendré que pensarlo bien? a ver, no voy a pedir lo típico, quiero pensar en cosas importantes.
- Venga, joer... Te queda un deseo por formular, no lo desaproveches...
- Ay, de verdad, qué estrés!
- Estoy esfumándome...
- Mmmmmh, pido... pido... poder pedir otros tres deseos!!

Catálogo

El tema curro me trae de cabeza, eh? jejeje

Vocabulario

Existe la falta de comunicación, incluso el comunicarse demasiado, pero muchas de las veces es que no hablamos de lo mismo cuando estamos hablando…
El saber no ocupa lugar, o sí... pero básicamente siempre será más recomendable aprender un poco de vocabulario y entender el significado de las cosas, y comunicarse...

AMIGO: Dícese de la persona de sexo masculino que tiene ese "no se qué" que elimina toda intención de querer acostarse con él.

AMIGA: Dícese de la persona de sexo femenino que tiene ese "no se qué" que añade todo tipo de morbo de querer acostarse con ella.

AMOR: Palabra de cuatro letras, dos vocales, dos consonantes y dos idiotas.

BAILAR: Frustración vertical de un deseo horizontal.

BANQUERO: Persona que te presta su paraguas cuando hay un sol radiante y te lo reclama cuando empieza a llover.

BOY SCOUT: Niño vestido de gilipollas comandado por un gilipollas vestido de niño.

BUSTO: Estatua de un hombre sin manos. También, parte de las mujeres donde están las manos del hombre.

CEREBRO: Órgano que sirve para que pensemos que pensamos.

CURA: Persona al que todos llaman padre menos sus hijos, que le llaman tío.

DIPLOMÁTICO: Persona que te envía a la mierda de tal forma que estás ansioso de que empiece el viaje.

DOLOR DE CABEZA: El anticonceptivo más usado por la mujer de los últimos quince años.

ECONOMISTA: Tipo que sabrá mañana por qué no ha sucedido hoy lo que predijo ayer.

ENTREVISTA: Lo que se ve entre las piernas de la entrevistada.

FÁCIL: Dícese de la mujer que tiene la moral sexual de un hombre.

FÍSICO CUÁNTICO: Es un hombre ciego en un cuarto oscuro buscando un gato negro que no está allí.

HARDWARE: Parte del ordenador que recibe los golpes cuando el software se cuelga.

HOMBRE: Ser masculino que durante sus primeros nueve meses de vida quiere salir de un lugar al que intenta entrar el resto de su vida.

IMPACIENCIA: Esperar con prisa.

INDIFERENCIA: Actitud que adopta una mujer ante un hombre que no le interesa, y que es interpretada por éste como que “se está haciendo la difícil”.

INFLACIÓN: El tener que vivir pagando los precios del año próximo con el salario del año pasado.

INTELECTUAL: Tipo que es capaz de pensar durante más de dos horas en algo que no sea sexo ni fútbol.

LAMENTABLE: Hombre con una erección que camina hacia una pared y que con lo primero que la toca es con la nariz.

LASTIMA: Pene cruelmente grande.

LÁSTIMA: Pene cruelmente pequeño. (Lo que hace un acento…)

LENGUA: Órgano sexual que algunos degenerados usan para hablar.

MONÓGAMO: Polígamo reprimido.

NANOSEGUNDO: Fracción de tiempo que pasa entre que cambia a verde la luz de un semáforo y el de atrás nos toca el claxon.

NINFÓMANA: Término que utiliza un hombre para definir a una mujer que desea tener sexo más a menudo que él.

PROGRAMADOR: El que te resuelve un problema que no sabías que tenías de una manera que no entiendes.

PSICÓLOGO: Aquel tipo que mira a todos los demás cuando una mujer atractiva entra en una sala.

SUPERMODELOS: Evidencia de que todos los demás estamos mal hechos.

TRABAJO EN EQUIPO: Posibilidad de echarle la culpa a otro.

URÓLOGO: Es el médico que te mira el pene con desprecio, te lo toca con asco y te cobra como si te lo hubiera chupado.

Vértigo

Cuando acabas unos estudios, lo que en un momento dado puedes sentir es… vértigo. Es como estar en un acantilado, en el abismo, en el precipicio… donde se ha acabado el camino. Thelma y Louise, gran película, pero la idea no es saltar (perdón, he contado el final, jiji, ná, hay que verla, además que es de esas pelis que no te cansas de ver). No sé, personalmente, es que ya no sé qué estudiar, me refiero para formarme. Está claro, hay que actualizarse, y tal, pero vamos, yo estoy todo el rato actualizada... Y no lo estoy, pues somos tantos… Me refiero a que, eso, que no sé ya qué estudiar. Oposiciones? Sí, claro, me parece que ese es el camino. Es un camino, un camino que, incluso hincando codos, no las tienes todas contigo: no nos engañemos, sigo sin tener padrino… Ya estamos, hablando de ”política”. No lo puedo evitar, y eso que soy a-política. Lo habréis notado, porque ya he hablado de política en el blog. Y no quería hacerlo! Pero es que, con la crisis, hasta el que no tiene opinión, la tiene! En fin, que unas oposiciones, las puedes sacar, independientemente de todo. Ok. Y todos funcionarios. Ya cuando acabé la carrera, no lo creí, o no lo quise creer, por eso no lo hice. Pensaba que el funcionariado era la antítesis a la motivación: una plaza en propiedad, puff, lo que me faltaba para no llegar a la hora, con lo que se me pegan a mi las sábanas… A ver, la credibilidad del funcionariado existe gracias a esas personas que son hiperactivas y/o ingenuas/idealistas/ilusionadas con que uno mismo trabaja y le da igual que el resto no funcione... han aprendido a que les dé igual, si no, imaginaos, es que no funcionaría nada... Supongo que es porque no me crié en esa idea de mecanismo de funcionamiento. Pero cuál es la otra? La de “búscate la vida”? Ah, amigo, y para eso, hay que servir. Y qué hay que hacer? A mi me dijeron: “estudia, fórmate”. Y eso es lo que he hecho. Y luego va, y cuando buscas trabajo, pues al final la formación es lo que menos importa. A ver, quien tiene padrino, enhorabuena porque le abre camino, y quien no lo tiene, pues se nos hace un poco más cuesta arriba. A no ser que te encuentres con alguien que quiera ser tu padrino, pues eres una más llamando a la puerta. Y, toc toc, que no soy el lobo! Pero sí, hay sitios donde eres el lobo, y por toooda la formación que tienes, no te cogen, porque eres una potencial competencia, y por lo joven que pareces, pues que no tienes experiencia, y por lo mona que eres, pues a ver si chirrías, y por lo inteligente que resultas, mejor no duras en el trabajo… No me lo puedo creer. A ver, qué jefe o jefa, no querría a una Iracy a su lado? No lo entiendo! Bueno, y qué suegra y/o cuñada no querría a una Iracy a su vera? A qué tenemos miedo? A ver, me lo he currado para ser una persona, como mínimo, decente! Eso es una amenaza? A qué? Al ego? Anda déjate de tonterías, que si tú supieras lo que es el ego, te “preocuparías” por rodearte de lo mejorcito, en vez de tratar de espantarlo… nor? Tampoco es por echarme flores, es lo que os cuento, que me lo he currao. Igual que muchos de nosotros. Al fin y al cabo, somos muchos en la misma situación: somos muchos los que valemos, y no hay sitio para todos. Los que ya valen, ya están situados. No voy a entrar a “analizar” al que no vale que está ocupando un puesto, porque yo siempre pensaré que lo vale, si no, no estaría ahí. Y me da igual si es su formación o no, o su in/decencia, porque no en todas partes hace falta lo mismo, y vamos a dejarnos de valores o principios, porque eso queda para el café: el trabajo es el trabajo. Todos estamos en contra de la guerra, pero la guerra existe. Bueno, incluso hay quien no está en contra de la guerra, pero ése es sólo porque no tiene más remedio que decirlo en voz alta, porque, en fin, en principio, como principio (inicio), o como principio (valor), la guerra es mala seguro: no se puede estar en contra del ser humano, ni siquiera para defenderse, pues, en todo caso, lo que hay que defender es la educación como prevención de las guerras… civilizar el lado monstruoso del ser humano, que está ahí, aparecido como herramienta de supervivencia que, actualmente, no tiene razón para existir. Supongo que todos lo tenemos claro… De verdad, prefiero una religión que nos haga a hacernos todos buenos en esta vida para conseguir otra, que una que elimine ésta para lograr esa otra… Jo, y yo que soy, también, a-religiosa (ya puedes creer en Dios que Dios no existe)… Ni política ni religión, también se puede vivir así. Es más complicado, que no complejo (estoy en ello de crear una entrada sobre la diferencia entre lo complejo y lo complicado). En fin, mientras a una no le toque la lotería, que ya debe ser suerte que a una le toque sin jugar, aquí estaré para contaros los vaivenes que da el vértigo de vivir, porque, no me seáis derrotistas: hay que vivirlo para contarlo! El vértigo se cura asomándose a la vida ;-)

Ese masterCAP!


Y ahora qué voy a hacer cada tarde? ir a la playa?? puff, mira a ver si voy a echar de menos el masterCAP! Anda, que, después de todo, algún día tenia que acabar! Y me alegro de haber pertenecido a la primera edición de la conversión del CAP a master, quieras que no, haciendo historia, y vaya que sí, lo guerreros que hemos salido, paciencia profes, coordinador del master, yey, y nosotros, los alumnos! Es lo que tiene la Universidad, que el conocimiento se construye cada día. Y eso es la Educación, un ámbito por el que me alegra caminar.
Enhorabuena a todos los titulados, y nos vemos por las callejuelas de la vida.
Saludicos.

Teoría antropológica

Salgo de una especialidad denominada “orientación educativa”, esto es, el psicopedagogo del cole o del insti. Como ya iréis leyendo, soy psicóloga, y mira por dónde, me ha hecho tilín el ámbito educativo. Me llamó la atención, eso es lo que pasa cuando uno se dedica a algo, independientemente de que trabajes o no en ello, lo digo porque esto que me pasa, tiene que ver con una inquietud personal, que procuro su reflejo a nivel de “vivir de”, que no siempre es posible, por distintos factores. Es una apreciación para quienes no trabajan en lo que les gustaría. Esto me sirve de introducción a lo que os vengo a decir. Lo que es la competencia. Quizá me centre a nivel laboral, porque es lo que más me puede preocupar en estos momentos. Pero la competencia existe en todos los ámbitos. Volviendo al ámbito laboral, tampoco siempre es competencia lo que hace que no trabajes en lo que te gusta: existe la idea del esfuerzo y la ambición enfocada a una determinada profesión. Y luego está, el hecho de trabajar en lo que salga, lo que dé dinero para subsistir. Bueno, hasta quien lo hace así, tiene una vida donde hay cosas que le gustan, que no tiene por qué ser en lo que trabaje. Y quien consigue trabajar en lo que le gusta, es porque cumplía los requisitos para que eso sea así. Muchas veces, ni siquiera es el conocimiento el que determina que trabajes en lo que te gusta, en lo que estarías motivado. Insisto, son muchos los factores. Sin embargo, seguramente llega un momento en que, habiendo realizado todos los cursos del mundo, todos los masteres del mundo, y todo lo que en el mundo de uno pueda ya realizar, va y somos un montón buscando lo mismo. Y, bueno, sí, somos un montón de personas, todos para el mismo puesto de trabajo, o todos para conquistar el corazón de la misma persona (había dicho que la competencia no es sólo a nivel laboral). Y, en mi opinión, es porque todo está organizado como si fuera una jerarquía, en lugar de cada uno ocupar su puesto. Es difícil pensarlo de otro modo, porque es a lo que estamos acostumbrados, es nuestro conocimiento de las cosas. Lo cual no quita que se pueda pensar de otro modo, seguramente porque lo que hay, no convence. A mi, por qué me iba a convencer una organización social de la cual hago una “crítica constructiva” en una entrada de blog anterior donde hablo de la crisis, un tema del que tampoco hay mucho del que hablar, sólo nos queda ver qué pasa que, sinceramente, tiene toda la pinta de que va a cambiar de gobierno, y a mi eso no me consuela, porque van a llegar los otros con ganas de arreglarse su propia vida, y yo lo que estoy esperando es a un gobierno que arregle la mía… Va, no hablemos de política, hablemos de lo que nos pasa a los seres humanos. Cómo voy a transmitir, en el mundo educativo, un espíritu colaborador, si lo que decide nuestro lugar en el mundo es lograr ganar en la competición? La competición de todo. Como trabajador, como futuro trabajador!, como estudiante, como familiar, como amiga, como pareja, como vecina. En lo que a uno le puede dar igual, pues como si salen cien mil competidores. Pero en lo que uno quiere conseguir, salen esos cien mil de debajo de las piedras, y ale, a ver qué haces. Para que me elijan a mi, que será, el tamaño de algo en concreto? el tamaño de mi cerebro, supongo, pero, cerebro para qué, porque no siempre se tiene el cerebro adecuado, las conexiones de neuronas recomendables para ganar esa competición. En fin, en algún lado caeremos muertos. A veces pasa que, piensas, “mira ese con lo pavo que es, donde está”, bueno, seguramente esté ahí por pavo. Una teoría antropológica es conocernos a nosotros mismos en comparación con el resto de los demás. Yo sé que soy alta, si me comparo con los demás humanos, y resulta que hay más bajos. Si no los hubiera, llegaría a la conclusión de que la baja soy yo. Y como somos tantos, se van creando embudos, y para lo que eres alto, en otras cosas serás bajo, y al final es una forma, como cualquier otra, de organizarse. Y es una forma competitiva de organización. Vaya, y resulta que la cooperación, va a ser la solución a nuestros problemas humanos. Pues sí, seguramente, porque no nos hemos dado cuenta de que todos hacemos falta. O es que el propio ser humano es eliminatorio del ser humano? cada uno tiene sus virtudes, y sus defectos. Cómo es posible una organización que descarte las virtudes del otro? porque defectos, tenemos todos. O esto es una escalada a la perfección? bueno, es una escalada a lo que más conviene, eso sí, que no siempre es lo perfecto. Lo es, desde un solo punto de vista, y menos mal, porque no existiría esa persona que fuera perfecta en todo; al fin y al cabo, somos huecos que cubrimos, y mientras la vida sean áreas, serán espacios determinados los que haya que parecer que somos mejores que los demás. He nacido demasiado pronto para ver que el beneficio está en la colaboración. Quizás, el día de mañana, sea la teoría antropológica que nos explique.

La perfección



I'm not a perfect person,
as many things I wish I didn't do,
but I continue learning,
I never meant to do those things to you,
and so I have to say before I go…

That I just want you to know,
I've found a reason for me,
to change who I used to be,
a reason to start over new,
and the reason is you.

I'm sorry that I hurt you,
it's something I must live with everyday,
and all the pain I put you through,
I wish that I could take it all away,
and be the one who catches all your tears.

That's why I need you to hear,
I've found a reason for me,
to change who I used to be,
a reason to start over new,
and the reason is you,
and the reason is you,
and the reason is you,
and the reason is you.

I'm not a perfect person,
I never meant to do those things to you,
and so I have to say before I go…

That I just want you to know,
I've found a reason for me,
to change who I used to be,
a reason to start over new,
and the reason is you,
I've found a reason to show,
a side of me you didn't know,
a reason for all that I do,
and the reason is you.

HOOBASTANK - The reason